Líneas rojas para delimitar «Madrid Central»

España (abc)

El Ayuntamiento de Madrid quiere hacer más real la llegada de Madrid Central, el nuevo área que restringirá el acceso al tráfico privado en el distrito Centro, y desde la noche del lunes está marcando el suelo para delimitar la zona. Dobles franjas rojas y pictogramas con la leyenda «Madrid Central» aleccionarán a los conductores durante cuatro meses para que conozcan la parte de la capital que no deberían rebasar a partir de noviembre. En esa fecha, estima el Área de Medio Ambiente y Movilidad, entrará en vigor el decreto que regula el nuevo área de prioridad residencial, pero su puesta en marcha por control de cámaras no se sabe cuándo comenzará. Agentes de movilidad se encargarán durante dos meses, al menos, de indicar a los vehículos que no se puede entrar en Madrid Central. En ese tiempo, el Consistorio enviará cartas a los infractores explicando que habría sido sancionado por rebasar el espacio acotado. Se prevé que las multas no comiencen a ser efectivas hasta la próxima legislatura, como informaron fuentes municipales a ABC, por la complejidad del sistema y la cercanía a las elecciones municipales. Quince noches de trabajos La Corporación continuará señalando con una doble línea roja los 10 kilómetros lineales que forman el perímetro de Madrid Central y se pintarán 57 pictogramas con el logo en las calles de acceso. Los trabajos durarán 15 días y se desarrollarán por la noche para reducir la afección a la circulación, detalló en un comunicado el Ayuntamiento. En la noche del lunes al martes se ha terminado el tramo entre la calle Prim y Atocha. Madrid Central abarcará 472 hectáreas de superficie, englobará las actuales áreas de prioridad residencial –Letras, Cortes, Embajadores y Ópera– y sumará al completo los barrios de Justicia y Universidad, es decir, comprenderá casi la totalidad del distrito de Centro. Estará delimitada por las calles Alberto Aguilera, glorieta de Ruiz Jiménez, Carranza, Sagasta, glorieta de Bilbao, Génova, plaza de Colón, Paseo de Recoletos, plaza de Cibeles, Paseo del Prado, plaza de Cánovas del Castillo, glorieta de Carlos V, Ronda de Atocha, Ronda de Valencia, glorieta de Embajadores, Ronda de Toledo, glorieta de la Puerta de Toledo, Ronda de Segovia, Cuesta de la Vega, Mayor, Bailén, plaza de España, Princesa y Serrano Jover. Con distintivo ambiental El acceso a esta zona estará limitado a los vehículos de vecinos empadronados, que podrán estacionar en su barrio como hasta ahora, los autorizados por los residentes (20 autorizaciones al mes); los CERO y ECO, así como los coches de personas con movilidad reducida, los servicios esenciales, titulares de plazas de garaje y profesionales con limitaciones. Para el resto de conductores privados, sólo podrán entrar en Madrid Central si disponen del distintivo ambiental B o C de la Dirección General de Tráfico y únicamete para aparcar en garaje privado, reserva o aparcamiento de uso público. Si no, tendrá que pagar 90 euros.
,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

%d bloggers like this:
Read previous post:
El Ayuntamiento prevé un sobrecoste del 10% en la construcción del estadio de Vallehermoso

El Ayuntamiento de Madrid trabaja contra el reloj para culminar antes de que comience el periodo electoral el estadio de...

Close